SABER UCV >
2) Tesis >
Doctoral >

Por favor, use este identificador para citar o enlazar este ítem: http://hdl.handle.net/123456789/3295

Título : Influencia de las micorrizas arbusculares sobre el crecimiento y respuesta a la sequía de Piscidia carthagenensis Jacq.: Implicaciones en la recuperación de un bosque seco de la península de Macanao, Isla de Margarita.
Otros títulos : Arbuscular mycorrhizal influences on Piscidia carthagenensis Jacq. growth and drought response: Implications for recovery of dry forest from the Macanao peninsula, Margarita Island.
Autor : Kalinhoff Rojas, Carolina Gertrudis
Palabras clave : inóculo nativo
simbiosis
Hongos micorrízicos arbusculares
déficit hídrico
Fecha de publicación : 29-Apr-2013
Citación : 2012;1402-0001
Resumen : Se ha propuesto que el uso de inoculos nativos mixtos de hongos micorrízicos arbusculares (HMA), podría constituir una estrategia favorable para aumentar el crecimiento sobrevivencia y la resistencia a la sequía de plantas nativas para la restauración de ecosistemas degradados y que es importante tomar en cuenta los suelos de los cuales provienen dichos HMA, ya que el suelo impone una fuerte presión de selección sobre la respuesta de la planta a la simbiosis. En este contexto se evaluó el crecimiento, relaciones hídricas, intercambio de gases y sobrevivencia de Piscidia carthagenensis ante diferentes combinaciones suelo-inóculo de hongos micorrizicos arbusculares (HMA), en condiciones de invernadero y de campo, y sus implicaciones en la restauración de un bosque seco de la península de Macanao, Isla de Margarita. En un primer ensayo de vivero de 112 días de duración, se utilizaron suelos provenientes de un matorral xerófito (Mat), de un arbustal de 20 años (Va) y de un pastizal de dos años (Da), para establecer plántulas sin micorrizas (control estéril, C), inoculadas con el inóculo foráneo Acaulospora lacunosa (L) y con los inóculos nativos concentrados del Matorral (M), de un arbustal de veinte años (V) y de un pastizal de dos años (D). En los suelos sucesionales (Va y Da), se observó una mayor biomasa total, tasa relativa de crecimiento (TRC) y tasa de asimilación neta (TAN) en plantas inoculadas que en plantas control. El uso de los inóculos nativos M, V y D produjo los mayores incrementos en altura, diámetro y TRC que el inóculo foráneo, y los inóculos V y D colonizaron con mayor rapidez las raíces que los inóculos M y L. En el suelo Mat el incremento en biomasa total, TRC y TAN de las plantas inoculadas respecto a las plantas control fue de menor magnitud que los suelos sucesionales y la colonización micorrízica fue significativamente más lenta, con porcentajes de arbúsculos más bajos con todos los inóculos. En un segundo ensayo de vivero de 140 días de duración utilizando solamente suelo estéril del pastizal de dos años como sustrato de siembra, los mismos inóculos de HMA, y dos condiciones de humedad del suelo (riego y sequía), se observó que la colonización micorrízica con los inóculos nativos tuvo una importante influencia en las relaciones hídricas de P. carthagenensis bajo condiciones de sequía, ya que hubo ajuste osmótico y un aumento en el potencial de turgencia foliar respecto a la condición de riego. Se observó además una mayor conductancia hidráulica radical en plantas inoculadas que en las plantas control. El inóculo del matorral xerófito reunió algunos atributos que podrían significar una mayor compatibilidad funcional con P. carthagenensis, como un mayor porcentaje de arbúsculos, mayor relación vástago/raíz en ambas condiciones de humedad del suelo, y mayores valores de potencial hídrico y de fotosíntesis bajo condiciones de sequía. En un tercer ensayo de campo, realizado con los mismos inóculos de HMA pero cultivando las plantas en los suelos Mat, Va y Da sin esterilizar, se establecieron plantas de cinco meses de edad con las diferentes combinaciones suelo-inóculo en una localidad recién perturbada por la minería. Y se determinó el crecimiento, intercambio gaseoso, relaciones hídricas y sobrevivencia en tres periodos consecutivos, lluvia (a los 9 meses de siembra en campo), sequía (a los 11 meses) y recuperación de la sequía (a los 17 meses). Las diferencias en altura y diámetro del tallo fueron mínimas durante los periodos de lluvia y sequía, no así durante la recuperación, cuando las plantas inoculadas con M exhibieron los mayores valores de altura. Durante la sequía se observó una disminución de tasa de fotosíntesis instantánea en todos los tratamientos, respecto a los valores reportados en lluvia. Durante la recuperación de la sequía las plantas inoculadas exhibieron mayores valores de fotosíntesis, transpiración, conductancia estomática y eficiencia de uso de agua que las plantas no inoculadas. El porcentaje de sobrevivencia fue significativamente mayor en plantas previamente cultivadas en el suelo Da e inoculadas con HMA nativos (88-90%), seguido por las cultivadas con el inóculo foráneo (78%) y por las no inoculadas (43%). Estos resultados apoyan las tendencias observadas por otros autores sobre el uso preferencial de inóculos nativos mixtos de HMA en lugar de inóculos foráneos para el mejor desempeño de las plantas hospederas a largo plazo en ambientes semiáridos. Se concluye que el uso de HMA nativos es beneficioso y recomendado para mejorar los atributos morfológicos, fisiológicos y la sobrevivencia de P. carthagenensis en suelos perturbados por la minería y que los efectos positivos de la inoculación se mantienen en el tiempo, incluso después de un periodo prolongado de sequía en campo en árboles adultos.
URI : http://saber.ucv.ve/jspui/handle/123456789/3295
Aparece en las colecciones: Doctoral

Ficheros en este ítem:

Fichero Descripción Tamaño Formato
T026800002662-0-Tesis_Final_Kalinhoff_Carolina-000.pdf2.34 MBAdobe PDFVisualizar/Abrir

Los ítems de DSpace están protegidos por copyright, con todos los derechos reservados, a menos que se indique lo contrario.

 

Valid XHTML 1.0! DSpace Software Copyright © 2002-2008 MIT and Hewlett-Packard - Comentarios